Celebrar tu fe


Celebrar

 

¿Te imaginas a una persona sola, siempre sola? ¿Cómo estará?

Imposible. No puede. La persona, para serlo, tiene que relacionarse. Le es imprescindible su dimensión social. Necesita cultivar esta dimensión.

Tenemos para comunicarnos signos, símbolos, lenguajes, acciones... También para relacionarnos con Dios.

Las celebraciones son momentos intensos de relación



Igandea / Domingo


 

 

 

Como la sinfonía necesita de cada nota,

como el libro necesita de cada palabra,

como la casa necesita de cada piedra,

como el océano necesita de cada gota de agua,

como la cosecha necesita de cada grano de trigo,

la humanidad entera tiene necesidad de ti,

allí donde estés, único y por tanto irremplazable.


Adviento y Navidad


La Navidad es, sin duda, la más conocida de las fiestas cristianas, celebradas en la noche del 24 al 25 de diciembre en casi todo el mundo, tanto por creyentes como por no creyentes.

 

El Adviento: el tiempo para preparar la NAVIDAD; más o menos, las cuatro semanas anteriores al 25 dde diciembre.


Semana Santa y Pascua


Pascua, la fiesta más importante para los cristianos. Celebramos la resurrección la resurrección de Jesús. Es nuestra fiesta primera, la más antigua. Central en el calendario litúrgico. 

 

"¿Por qué buscas a los vivos entre los muertos? Él no está aquí, ha resucitado. »(Lucas 24)

 

 


Los evangelios cuentan la historia de los acontecimientos del domingo por la mañana que siguieron a la muerte de Jesús, cuando los discípulos de Jesús (los apóstoles y las santas mujeres) encontraron su tumba vacía. También dicen que Jesús se les apareció muchas veces en diferentes circunstancias durante 40 días hasta una última aparición, cuando lo vieron ascender al Cielo.

 

Papa Francisco:

 

"Aquí está la cumbre del Evangelio, aquí está la Buena Nueva por excelencia: ¡Jesús, el Crucificado, ha resucitado! Este evento es el fundamento de nuestra fe y esperanza : si Cristo no resucitó, el cristianismo perdería su valor; Toda la misión de la Iglesia se vaciaría de su impulso, porque es desde allí que se fue y que siempre vuelve a salir. El mensaje que los cristianos traen al mundo es el siguiente: Jesús, el Amor Encarnado, murió en la cruz por nuestros pecados, pero Dios el Padre lo levantó y lo hizo Señor de la vida y la muerte. En Jesús, el amor ha prevalecido sobre el odio, la misericordia sobre el pecado , el bien sobre el mal, la verdad sobre las mentiras, la vida sobre la muerte. "